(foto eluniversal.com)

 

Durante las fiestas decembrinas son muchas las tradiciones o rituales que realizan los venezolanos, salir a dar vueltas por la cuadra con la maleta, pasaporte y dinero en mano, colocar divisas en el zapato derecho, comer doce cucharadas de lentejar y saltar de una silla para casarse.

Por María Cordero / 2001

Estas son solo algunos que aplican los criollos para estas fechas, pero están también las tradicionales 12 uvas durante las campanadas y la ropa interior amarilla para la prosperidad.

Como muchas otras tradiciones han sido adaptadas al bolsillo, la ropa interior sufrió un alza significativa al igual que las frutas que acompañan la cena navideña de Fin de Año.

En los mercados populares de San Martín un sostén amarillo se cotiza entre 390.000 y 470.000 bolívares los más sencillos y los de encaje varían desde 450.000 a 580.000 bolívares variando su precio por el tamaño de la talla.

Dainy Guerra, propietaria de un puesto de ropa interior comentó que las ventas han bajado, “Son muy pocas las personas que preguntan este año por las prendas amarillas, pedimos poca mercancía por la baja de las ventas, igual una que otra persona lleva sus prendas porque manejamos precios bajos una blumer está en 70.000, un sostén entre 150.000 y 200.000 bolívares, todo dependerá de la calidad”. En uno de los mercados populares de Capitolio el costo es similar entre 350.000 y 420.000 bolívares los tradicionales y entre 430.000 y 560.000 bolívares los de encaje.

Las pantaletas e hilos íntimos amarillos se ven en pocos puestos de los mercados y vitrinas, aunque los costos no son tan elevados la tradición de la ropa amarilla ha mermado.

Los costos pueden variar desde 70.000 a 150.000 bolívares. Una pantaleta Bs. 50.000 y 120.000 los hilos.

Por su parte, las frutas como las uvas, mandarinas y manzanas abundan desde ya los puestos listos para las ventas.

 

Siga leyendo en 2001

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí