Foto Infobae

 

Kenny Chirinos Ocariz fue a dar a luz el 04 de enero de este año en el Hospital Militar Dr. Carlos Arvelo en Caracas y todo parecía bien pues la bebé nació sana pero tanto ella como sus familiares no contaban que la mujer se encontraría agonizando en una cama de cuidados intensivos y que posteriormente perdiera la vida.

Por lapatilla.com

Todo empeoraría a partir del sexto día después de la cesárea cuando Chirinos comenzó a presentar fuertes dolores de cabeza. Los médicos le habrían recomendado ingerir “chocolate, café y coca cola”. Luego se le realizó una intervención neurológica en el quirófano para tratar el malestar, sin embargo, luego del procedimiento comenzó a tener una actitud desorientada y a hablar de forma incoherente; según información del periodista de sucesos Roman Camacho en Twitter.

Ante este escenario, los doctores ordenaron una tomografía de emergencia pero no se realizó porque la mujer empezó a presentar convulsiones. El 11 de enero fue ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos para ser entubada y presentar un diagnóstico de “edema cerebral / meningitis” debido a que contrajo una bacteria.

Algunos de los galenos que la atendieron sospecha que la infección la obtuvo en la sala del quirófano o con el kit para la anestesia epidural que estaría contaminado. Luego de varios exámenes, se determinó que la bacteria que tenía Chirinos era “sirratia merceneces”, que solamente se contrae en hospitales.

El personal médico advirtió a los familiares de la mujer el 19 de enero se había descompensado por lo que era mejor que fueran buscando servicios funerarios debido a que estaba desahuciada. Al día siguiente se reportó la muerte de Kenny Chirinos.

Los allegados a Chirinos exigen justicia pues alegan que se trata de un caso de negligencia médica y exhortaron a las autoridades competentes a investigar. Asimismo, instaron al Ministerio de Salud a tomar medidas ante la agravada crisis hospitalaria.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí